sábado, 19 de diciembre de 2009

Convicción

Generalmente trato de respetar las reglas, no de seguirlas y hacer todo lo que se debe pero si de respetarlas. Esto a veces me lleva a buscar huecos o ambigüedades en las normas así como a buscar vórtices donde esas reglas pueden doblarse u omitirse, sin embargo hay veces (que cada vez aparecen con mayor frecuencia) en las que simple y sencillamente no se me da.

Yo no se si porque la onda es ser hipócrita y hacer como que “yo nunca he dicho/hecho/pensado eso” o simple y sencillamente porque de vez en cuando hasta al mas lujurioso le gusta creerse puro y casto.

Ya se, seguro se te va a ocurrir uno de esas estudiadas respuestas que tanto has escuchado (o dicho quizás) de que el momento, que la época, que las personas o no se que cosas mas eran diferentes, pero piensalo bien, todo es irrelevante.... desde la virginidad, pasando por la monogamia hasta llegar al cielo y el infierno, creo que todo es circunstancial, al final, es solo cuestión de convicción.

2 comentarios:

Crazy girl dijo...

Al final del dia asi debe ser o no? cada detalle, cada momento, cada historia se vive y se disfruta asi, por conviccion. De no ser asi en donde quedaria lo fascinante de vivir.

Creeperius dijo...

La verdad no me considero con la experiencia necesaria para saber lo que se debe o no… pero creo firmemente que nunca hay que culpar a los demás (ni siquiera al entorno) por lo que nos sucede… sucede por nuestras decisiones, si lo disfrutamos o no es opcional.